Servicios > Reciclaje

Clasificación de Residuos

Reciclaje de Residuos de origen mineral

Segunda Fase

El sistema de reciclaje de los materiales de origen mineral (hormigón, pétreo, cerámico y asfalto) previsto para la planta de tratamiento de RCD’s se basa en el machaqueo y un proceso de cribado para la separación de los materiales de origen mineral.

Las cargas de residuos de construcción y demolición aptas para ser recicladas, aquellas con un contenido elevado de fracción mineral se acopian en el área de selección primaria.

Proceso de machacadora (OR): La machacadora de mandíbulas se utiliza como elemento primario, triturando piezas grandes de fracciones de pétreos y hormigón. Su rendimiento oscila alrededor de 120t/hora en función del material y del tamaño final deseado.
Sus rendimientos aumentan considerablemente a medida que se hace un material de mayor tamaño.
La fracción de material saliente de la machacadora, antes de entrar en la criba, pasará por debajo de un separador magnético tipo overband, con la finalidad de separar los materiales magnéticos del resto de residuos. (OR)


Proceso de cribado (OR): El material procedente de la separación primaria una vez se ha pasado por la machacadora es cargado mediante pala o bien mediante cinta transportadora a la criba.
El proceso de cribado permite clasificar y separar los materiales según su granulometría, mediante un doble piso separador, consiguiendo fracciones de 0 a 10 mm finos, de 10 a 20 mm gravas y de 20 a 40 mm. El tamaño mayor de la fracción mineral siempre vendrá marcado por el tamaño de salida del molino de impacto.
Su rendimiento puede llegar a las 100 t/hora en función del material y del tamaño de las mallas de la criba.

Imágenes